DESAYUNOS VEGANOS EN VACACIONES

fideos-instantaneos-veganos

Las vacaciones son momentos de relax. El tiempo se detiene en esos instantes de disfrute. Aprovecha y tomate tu tiempo para desayunar.

Déjate llevar y disfruta de ese tiempo, tu tiempo con un rico y nutritivo desayuno.

Y si eres viajero, no dejes de echarle un vistazo a los consejos sobre los desayunos en el continente asiático.

DESAYUNOS A PRIMERA HORA DE LA MAÑANA

Si eres madrugador te levantas con la salida del son en un apartamento en primera linea de mar, o con el canto del gallo en medio de una casa rural en la montaña.

Para los madrugadores, que como dice el refranero popupar: ” A quien madruga, diós le ayuda”

Te recomiendo algo sencillito pero que te actives, un cafecito con leche de avena y unas ricas cookies libres de maltrato animal.

No necesitas que tu desayuno sea muy potente, ya tendrás tiempo de almorzar a media mañana. Tu café o té es la excusa para fundirte en simbiosis entre los aromas de tu taza de café y los oleres de la naturaleza o los sabores salinos del mar.

DESAYUNO SALUDABLE SIN PRISAS

En las vacaciones se te pegan las sabanas y no tienes prisa por levantarte, no dejes que el estrés invada tu breakfast. Como empieces el día, será el reflejo de los bioritmos que transmitirás durante el resto de la jornada.

Te recomiendo que te hagas un zumito de naranja con naranjas recién exprimidas. Combina esta bebida con unas tostadas de Olivada de Aceitunas Negras y alguna pieza de fruta del tiempo.

Para los veranitos en la playa, nada mejor que melón o sandía con semillas de lino espolvoreadas por encima y con un chorreón de vinagre de módena.

Como eres previsor/a corta la fruta a dados la noche anterior y métela en la nevera para desayunar fruta bien fresquita.

Si en tu ADN no puedes pasar sin la sensación de tomar leche. Te aconsejo que después del zumito de frutas, te tomes un tazón de leche vegetal con muesly. Una opción rápida y válida para toda la familia.

DESAYUNOS ASIÁTICOS VEGANOS

fideos-instantaneos-veganos

Como te has ganado tus merecidas vacaciones, estás viajando por Asia o estás planificando tu próximo viaje a este continente.

Ya sea la gran China, el sudéste asiático o incluso en la remota isla de Borneo, hoy estás de suerte.

En Asia el desayuno es una comida importante y la tratan como tal. Come fuera de casa, te resultará barato en Oriente, salvo excepciones como Japón o Singapoure.

Aprovéchate de los miles de establecimientos callejeros y toma una sopa de noodles o cualquier otra comida vegana en los vegetarian restaurant que hay esparcidos por toda la ciudad.

En estos restaurantes es fácil veganizar los platos. En Oriente no suelen consumir leche, ni lácteos, y únicamente tendrás que estar al loro del huevo. Disfruta de la gran variedad de noodles, especias y mil y una delicatessen hechas a base de soja y tofu.

Pásate 15 o 20 días viajando y comiendo en cada manduca comidas diferentes. Habrá momentos donde estés apurado de tiempo, por ejemplo si estás encima del tren transmongólico o con tiempos de espera en los aeropuertos.

Lleva en tu mochila provisión de frutos secos y unos fideos Instantáneos. En esos momentos “perdidos” cómete unos fideos coreanos veganos. Date prisa en comprarlos, son muy demandados por los viajeros, sobretodo por los auténticos mochileros.